CADA SEMANA NUEVOS EVENTOS EN EL DIRECTORIO DE 4GN!
EVENTOS

4 Grados Norte: recuperando el alma de un barrio.

por | May 31, 2017 | His­to­ria 4 Gra­dos Nor­te | 0 Comen­ta­rios

4 Gra­dos Nor­te ha pasa­do por dife­ren­tes perio­dos. Para tra­tar de sor­tear sus difi­cul­ta­des se ha plan­tea­do un desa­rro­llo urbano local que ten­ga como base la inte­gra­ción entre veci­nos, muni­ci­pa­li­dad y empre­sa­rios, sin que esto con­duz­ca a la pér­di­da del espí­ri­tu de los obje­ti­vos que le die­ron vida. Es así que, par­tir de 2012, la comu­ni­dad, jun­to con artis­tas, dise­ña­do­res y escri­to­res, se orga­ni­za para reac­ti­var sus espa­cios y con­ver­tir el barrio en “dise­ña­dor de su pro­pia cul­tu­ra”.

A par­tir de 1950 suce­die­ron cam­bios impor­tan­tes en el Can­tón Expo­si­ción.  Duran­te el régi­men del pre­si­den­te Jaco­bo Árbenz Guz­mán (1951−1954), la ciu­dad se divi­dió en vein­ti­cin­co zonas, y la zona 4 fue deli­mi­ta­da de la 25ª a la 8ª calle y de la Ave­ni­da Barran­qui­lla a la Cal­za­da Ata­na­sio Tzul.

Un aspec­to intere­san­te de este perio­do lo cons­ti­tu­ye la cons­truc­ción de obras impor­tan­tes en el con­torno del Can­tón Expo­si­ción: el Cen­tro Cívi­co, decla­ra­do Patri­mo­nio Cul­tu­ral de la Nación (2014), don­de están ubi­ca­dos, el Cen­tro Cul­tu­ral Miguel Ángel Astu­rias, el Cré­di­to Hipo­te­ca­rio Nacio­nal, el Ban­co de Gua­te­ma­la, el Minis­te­rio de Finan­zas, el  Ins­ti­tu­to Gua­te­mal­te­co de Turis­mo, edi­fi­cios que guar­dan las hue­llas de la par­ti­ci­pa­ción de renom­bra­dos arqui­tec­tos y mura­lis­tas de la épo­ca como Efraín Reci­nos (1928−2011),  Dago­ber­to Váz­quez Cas­ta­ñe­da (1922−1999), Car­los Méri­da (1891−1984) y Rober­to Gon­za­les Goy­ri (1924–2007.)

Par­te de la his­to­ria del Can­tón Expo­si­ción lo cons­ti­tu­ye la Igle­sia Yurri­ta, María Ele­na Schle­sin­ger, una de las colum­nis­tas más impor­tan­tes e influ­yen­tes en el ámbi­to nacio­nal comen­ta res­pec­to de su pecu­liar dise­ño: Yurri­ta es como un peque­ño inven­ta­rio de las prin­ci­pa­les corrien­tes esti­lís­ti­cas que flo­re­cie­ron en Euro­pa, o mejor dicho, de las que más le gus­ta­ban a su crea­dor, ya que en ella se reúnen, de for­ma capri­cho­sa, des­de el uso de la ver­ti­ca­li­dad y la oji­va góti­ca has­ta el abi­ga­rra­mien­to moris­co[1].

Con la lle­ga­da al Pala­cio de la Loba (1970−1974), del alcal­de Manuel Colom Argue­ta (1932−1979), se ela­bo­ró un Plan de Desa­rro­llo Metro­po­li­tano (1972−2000 el que fue recha­za­do por el gobierno de turno y “en con­se­cuen­cia se ha con­for­ma­do una ciu­dad des­or­de­na­da e irre­gu­lar.” (Molli­ne­do 2012)

Iglesia-Yurrita

Igle­sia Yurri­ta. Foto: Car­los René Gon­zá­lez

Un per­so­na­je impor­tan­te de la his­to­ria del barrio lo fue Rafael Aré­va­lo Mar­tí­nez (El Hom­bre que pare­cía un Caba­llo) vecino del Can­tón Expo­si­ción, cuya “fama tras­cen­dió los con­fi­nes nacio­na­les y encon­tró reso­nan­cia en los prin­ci­pa­les escri­to­res de la épo­ca como José San­tos, Alfon­so Reyes y Rubén Darío.”

Dan­te Liano

Sur­gi­mien­to de 4 Gra­dos Nor­te

4 Gra­dos Nor­te sur­gió hace 15 años como pro­duc­to de una ini­cia­ti­va cul­tu­ral con­jun­ta entre la Muni­ci­pa­li­dad de Gua­te­ma­la y algu­nos empre­sa­rios gua­te­mal­te­cos y cuen­ta con una exten­sión de medio kiló­me­tro cua­dra­do, de los mil metros que ocu­pa la zona 4 capi­ta­li­na, “se encuen­tra ubi­ca­do cer­ca de la Ave­ni­da de la Refor­ma, el Ins­ti­tu­to Gua­te­mal­te­co Ame­ri­cano (IGA), y a unos cuan­tos metros de la Ciu­dad Olím­pi­ca y de San Pedri­to, en la zona 5”. (Pro­gra­ma Barrio Que­ri­do. Frie­da Mora­les Bar­co)

 

El puen­te de la Peni­ten­cia­ría sir­ve de divi­sión entre el Dis­tri­to Cul­tu­ral Cua­tro Gra­dos Nor­te y el Cen­tro Cívi­co, aun­que se con­si­de­ran par­te de este la Torre Café y el Ins­ti­tu­to Gua­te­mal­te­co de Turis­mo. (GUATEANTAÑO)

Foto cultura.muniguate.com

Recu­pe­rar el alma del barrio: El 20 de abril de 2004, la Muni­ci­pa­li­dad de Gua­te­ma­la publi­ca el regla­men­to de la zona 4 de Régi­men Espe­cial “Can­tón Expo­si­ción”, en don­de dis­po­ne que este sec­tor es pre­do­mi­nan­te­men­te resi­den­cial, cul­tu­ral y comer­cial y que hacia su inte­rior se favo­re­cen acti­vi­da­des de bajo impac­to con carac­te­rís­ti­cas que pre­ser­ven la visión barrial, como un área atrac­ti­va al pea­tón y el turis­ta nacio­nal y extran­je­ro, con ambien­tes de segu­ri­dad, de alta cali­dad ambien­tal y orna­to.

En este pro­ce­so, 4 gra­dos Nor­te ha pasa­do por dife­ren­tes perio­dos.  Para tra­tar de sor­tear sus difi­cul­ta­des se ha plan­tea­do un desa­rro­llo urbano local que ten­ga como base la inte­gra­ción entre veci­nos, muni­ci­pa­li­dad y empre­sa­rios, sin que esto con­duz­ca a la pér­di­da del espí­ri­tu de los obje­ti­vos que le die­ron vida. Es así que, par­tir de 2012, la comu­ni­dad, jun­to con artis­tas, dise­ña­do­res y escri­to­res, se orga­ni­za para reac­ti­var sus espa­cios y con­ver­tir el barrio en “dise­ña­dor de su pro­pia cul­tu­ra”.

calles_4_grados_norte

Calle Pea­to­nal 4 Gra­dos Nor­te. Foto Flickr Erwin_Flores 69

En su resur­gi­mien­to, 4 Gra­dos Nor­te toma un nue­vo impul­so: man­tie­ne sus espa­cios cul­tu­ra­les, tales como la Gale­ría La ERRE, que pro­mue­ve expre­sio­nes como el dise­ño y la músi­ca; la Casa del Águi­la, cuyos “obje­ti­vos espe­cí­fi­cos son con­vo­car a diver­sas expre­sio­nes artís­ti­cas, nacio­na­les y extran­je­ras”; el tea­tro Dick Smith, del Ins­ti­tu­to Gua­te­mal­te­co Ame­ri­cano —IGA—; la escue­la de foto­gra­fía La Foto­te­ca; Tro­va­jazz, entre otros, que for­man par­te de los veci­nos más anti­guos del barrio. Quin­ce años des­pués, 4 Gra­dos Nor­te ofre­ce a sus resi­den­tes y visi­tan­tes: arte, libros, músi­ca, gale­rías de arte, arte urbano, tea­tro, cen­tros cul­tu­ra­les, gas­tro­no­mía, tec­no­lo­gía, vivien­da.  Por otro lado, pro­mue­ve el empren­di­mien­to a tra­vés del cowor­king que, ade­más de sus pro­yec­tos pro­fe­sio­na­les inde­pen­dien­tes, fomen­ta pro­yec­tos con­jun­tos con ideas inno­va­do­ras.

Final­men­te, los quin­ce años de 4 gra­dos Nor­te demues­tran que se hacen esfuer­zos para com­bi­nar las expre­sio­nes de los dife­ren­tes acto­res, que se pue­de asi­mi­lar el fenó­meno de la gen­tri­fi­ca­ción, sin per­der su his­to­ria, su arqui­tec­tu­ra, su patri­mo­nio cul­tu­ral, sus calles pea­to­na­les, sus carac­te­rís­ti­cas par­ti­cu­la­res y tra­di­cio­nes; que  es posi­ble hacer con­ver­ger  lo anti­guo con lo moderno,  y todo esto con la par­ti­ci­pa­ción de los veci­nos que  han  vivi­do en ese lugar des­de siem­pre, sus nue­vos habi­tan­tes, empre­sa­rios, artis­tas, escri­to­res y empren­de­do­res para con­se­guir el bien­es­tar,  la segu­ri­dad y la tran­qui­li­dad del barrio.

No todo pare­ce tan dis­tan­te dice Astu­rias, (fotó­gra­fo y direc­tor del pro­yec­to edi­to­rial Rara), al reco­rrer la expo­si­ción de Zona 4 comen­ta: “Hay un buen diá­lo­go, y la gen­te que está lle­gan­do quie­re sumar­se a lo que está. Los nue­vos quie­ren incor­po­rar­se y esta­mos jun­tos dise­ñan­do ese camino“. (Espi­nach 2016)

[1] María Hele­na Schle­sin­ger: mundochapin.com

SUSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER SEMANAL DE EVENTOS

Cada semana nuevos eventos en Cantón Exposición 4 Grados Norte. Suscríbete y te mantendremos al tanto también de ofertas, promociones y novedades.

¡Gracias! Te has suscrito al Directorio de 4 Grados Norte.

Pin It on Pinterest

Share This